Viernes 23 de Junio de 2017

Ramón Puerta: “Macri nunca me falló, pero erré al pensar que podía hacerse peronista”

Feb 19th, 2017 | By | Category: Interés General

000-Marcel Proust decía que los únicos paraísos que existen son los paraísos perdidos. ¿Cuál es el suyo?

-Lo mío tiene mucho que ver con la naturaleza. Es la casita que tenía el Vasco de la Carretilla en las cataratas del Salto de las Dos Hermanas. Un vasco que llegó empujando la carretilla desde Buenos Aires y no sé si arrancó desde el País Vasco. Le encantó el lugar y se quedó a vivir allí. La casita ya no está más. Pero los Saltos siguen, maravillosos. Y los recuerdos tienen que ver con mis padres, con mi mamá que era vasca. Mis abuelos maternos son vascos . Mi hijo más chico tiene el grupo Cero Negativo, una característica genética de los vascos. El tema del Vasco de la Carretilla, y los recuerdos del paraíso perdido tienen que ver con los vascos, los de la familia de mi madre llegaron a Argentina en 1700.

-En el paraíso perdido estaban los padres, ¿quienes más, y cómo era esa naturaleza que tanto lo impresiona, incluso ahora?

-Me acuerdo mucho de mis compañeritos de colegio primario que muchas veces nos acompañaban. Era todo selva, la catarata imponente, los fuertísimos colores, los olores tan frescos. Me han llegado al alma lo mismo que la historia del Vasco de la Carretilla que había levantado solo la casita, preparado un terrenito y hasta llevó una bicicleta. ¡Qué tenacidad la de ese hombre! Así son los vascos, empecinados y siempre trabajando.

-¿Su apellido es andaluz?

-Mi abuelo paterno era de la zona de Granada y llegó directo a Misiones desde España en 1913. Se casó con una italiana de Udine.

-Misiones es su vida.

-Así es. Al resto de los argentinos los impresiona mucho por el clima, tan fuerte, y el color de sus tierras completamente dominadas por el rojo intenso, bellísimo. Y el verde, tan intenso, de la yerba mate. La planta es muy parecida al naranjo, el único producto realmente argentino. Lo demás viene de Europa y de otros países vecinos. La yerba viene de Misiones y tiene una presencia, mucho menos importante, del lado de Brasil y Paraguay. El mate, tal como lo conocemos, está presente en muchos museos hasta en EE.UU. y en Cuba.

-Hábleme de su familia, embajador…

-Tengo dos hijos con Carmen Casares. Pedro Ramón y Lucio Federico, ambos en la empresa familiar. Nunca me casé, soy soltero.

-La actividad de su familia paterna, su fortuna, están vinculadas a explotación de la yerba mate, ¿es así?

-En el origen de ese trabajo está una fábrica de fideos, la primera en Misiones, y panadería, que funda 1913 mi abuelo. Tiene intereses en yerba mate, pero la empresa se funda en 1940 y se expande en 1960. Me recibí de ingeniero, allí lo conocí a desde jovencito a Mauricio Macri, en 1977, y me dediqué por entero al trabajo familiar. Nunca ejercí como ingeniero.

-Tuvo mucho éxito. ¿Algún secreto?

Dos. Dejé de fabricar una marca que teníamos y nos dedicamos a productos terminados, Cruz Malta, que seguimos trabajando, hace más de 40 años. Además, Nobleza Gaucha. Pero ninguna de las dos es mía aunque su venta, por supuesto, es fundamental…

– ¿Le interesaba la política a su familia?

– Era el tema central de las conversaciones. Mi madre, conservadora autonomista correntino, mi papá radical. En 1958 se va con Frondizi. En 1973 se funda el Frejuli y el vicegobernador de Misiones era desarrollista, el mismo espacio político que mi padre. Un año antes yo estaba en la Universidad y Perón me seducía, su extraordinario arraigo y el enfrentamiento con los militares cuando regresó en 1972. Mi padre ya había pasado a la UCRI, con Oscar Allende en Buenos Aires.

-¿Y la secundaria?

-Empecé en el Colegio Ward, en Ramos Mejía, en el oeste del Gran buenos Aires, y después en la Escuela Modelo.

-Después entra en la Universidad Católica para estudiar ingeniería y conoce a Mauricio Macri. Pero, usted nunca tuvo otra militancia que en el peronismo, ¿cómo se produjo esa afinidad partidaria?

-Cuando terminaba la secundaria nos habían conmovido mucho las barricadas de París en el 68. El llamado Mayo Francés. Entre los jóvenes había un clima de exaltación política. Empecé a ir al Sindicato de Luz y Fuerza, cuando estaba Agustín Tosco. Allí tuve una visión de izquierda, nacional, y se abrió un debate que me hizo reflexionar. En 1972, previo a su regreso, Perón postulaba un cambio social que la gente planteaba muy enérgicamente. Me comprometí totalmente, fundé la Juventud Peronista en Apóstoles, mi ciudad. Hice campaña, por primera vez, por la formula Cámpora-Solano Lima. No tuve ningún cargo hasta 1984, cuando fui candidato a congresal por mi partido. En 1987 fui elegido diputado nacional por Misiones, después dos veces gobernador, dos veces más diputado, senador, presidente del Senado y Presidente de la República…

-Se dice que usted tuvo mucho que ver con la vocación política del Presidente …

-Yo creo que le prendió el bichito de la política en Misiones, cuando ya era un empresario importante. Diez años tuvo su domicilio en Misiones para votarme. Cada vez que hubo elecciones entre 1993 y 2001 y fui candidato, él viajó para votarme. Así que no me puedo quejar de su amistad y lealtad. Decían que Mauricio hacía todo esto para ser diputado nacional por Misiones. Tuvo tanta transparencia y valentía que el día que decidió entrar a la política lo hizo en su distrito, Capital Federal. Nunca me pidió ser candidato en Misiones.

-Su relación con el Presidente ha sido muy estrecha. ¿Cómo era cuando lo conoció en la Facultad de Ingeniería?

-Muy flaco, hincha de Boca y jugábamos mucho al fútbol, sobre todo los sábados. Era conocido como de una familia empresarial muy importante. Llegó a Presidente en diez años. Yo tardé 30 años en llegar a Presidente de la República y duré dos días (risas). Maurició no me falló nunca ni en lo personal ni en la vida política. Pero me equivoqué , la erré, al pensar que se iba a hacer peronista.

-¿Tenían diferencias ideológicas?

-Para enfrentar al kirchnerismo había que proponer un camino de coincidencia. No creo en la transversalidad. Creo en los frentes. Néstor Kirchner optó por la transversalidad, peligrosísima para la democracia, porque el oficialista y el opositor se hacen con el poder. No hay control. Un frente es en base a coincidencias programáticas muy puntuales y hay un campo abierto para la oposición.

-La situación actual es bastante difícil….

-Las decisiones que ha tomado el presidente Macri han sido correctas, pero la situación heredada ha sido infinitamente peor de lo que creíamos. No le digo yo, que desde el primer momento fui opositor. Ni qué decir de los que se han sumado últimamente. Es difícil encontrar a alguien en el peronismo que no haya participado en el kirchnerismo. Yo lo que no perdono es que haya intrusos en nuestra casa peronista … Que digan lo que son. Y que formen su propia casa.

-¿Hay alguna manera de recomponer un centro político dentro del peronismo que encauce un proceso, que puede ser largo, crear algún tipo de unidad de acción…?

-Dos cosas se pueden hacer rápidamente. Primero, no ir detrás de ningún jefe. Cuando el peronismo tiene un jefe elegido a dedo termina siendo faccioso. Ya nos pasó con los Kirchner. El peronismo tiene que tener un candidato que después tiene que ser líder porque lo elegimos en una interna, como la de Menem-Cafiero. Además, el peronismo se tiene que reconstruir federalmente, en base a un techo común, como en el 84. Después que perdimos frente a Alfonsín pudimos armar un peronismo renovador que terminó en una interna ejemplar. El no oficialista, Menem, le ganó al oficialista Cafiero, que era mi candidato.

-¿Y Macri?

– Mauricio tendrá la oportunidad de hacer un frente con nosotros. O no. Pero tenemos que garantizarle al Presidente gobernabilidad y éxito.

-¿Tiene seguidores importantes para su movimiento, el PRO?

-Sí, claro, la gobernadora de la provincia de Buenos Aires, Rodríguez Larreta en Capital. También la vicepresidenta… Macri ha armado un partido que tiene la Provincia, la Capital Federal…Los liderazgos tienen que venir de la urnas. Primero tenemos que armar nuestros espacios y después que vengan todos. Sin correr atrás de nadie.

-La Universidad de Cambridge publicó hace años una excelente “Historia del Mundo Contemporáneo”. El capítulo dedicado a la Argentina se titula: “El país de la eterna crisis”. ¿Podemos terminar con esta especie de maldición histórica?

-No hay democracia sin partidos políticos. Me preocupa una frase que se pronuncia en sectores intelectuales , sociales y políticos importantes: “Yo no voto al partido, sino a la persona”. Es espantoso. El origen del fascismo y del nazismo. Hay que entrar por los partidos, por los programas. Las instituciones morigeran las posibilidades de error de las personas. No hay democracia sin instituciones.

-El Presidente siempre les reclama a los empresarios que inviertan. Hábleme un poco de eso, cómo lo ve desde acá…

– Las inversiones prioritarias abarcan energías de todo tipo (petróleo, gas, eólica, turbinas) e infraestrcturas. Básicamente, la vial, autopistas, puentes, trenes. ¿Vaca Muerta? Claro, es uno de los temas más relevantes.

-Hablando de inversiones privadas, se comenta de conversaciones con un importante grupo cervecero. Hasta ahora no más que diálogo, parece, pero muy importantes porque el ejecutivo más importante de ese grupo es argentino.

El embajador hace roncar el mate, que no lo abandona un instante desde que comenzó la entrevista y responde, cortante:

De eso no puedo decir nada.

(Sin embargo, aclara con énfasis) … Hay conversaciones con empresarios y grupos relevantes, que tienen muy buenas expectativas sobre un desarrollo pujante de Argentina.

(La lista que le hace llegar al periodista el equipo de la Embajada que lleva la negociación dirigida por el embajador es amplia y profunda. Sobre todo en materias como cultura y educación, los cimientos de nuestros vínculos.)

 

Inversiones, prioridad del viaje presidencial

En pocas horas se inicia la visita de Macri a España y el embajador tiene como prioridad facilitar buenos resultados. Considera clave el viaje para dejar atrás la decepción de los gobiernos kirchneristas con sus desplantes políticos y destratos personales. “Va a ser una visita histórica porque se están recomponiendo aceleradamente los vínculos entre nuestros dos países, tan fuertemente unidos por lazos históricos”, asegura el embajador Puerta.

Y prosigue, mate en mano: “España es nuestra ‘madre Patria’, una inmigración que ha sellado nuestra identidad y nuestra cultura. Argentinos y españoles se saben unidos por todos esos lazos fundamentales y también los familiares. Fuimos la tierra que no sólo fundaron los españoles como país moderno, sino la que eligieron para emigrar. Y el kirchnerismo, en un ejercicio de irresponsabilidad increíble, eligió una confrontación en su estilo crispado, ofensivo, demagógico” . El periodista aporta un testimonio personal: “La televisión y los medios españoles transmitían constantemente los episodios más deplorables de esa campaña insensata, lindante en la traición histórica. Especialmente, las imágenes nada menos que en el recinto de la Cámara de Diputados cuando se gritaba con odio ¡Mueran los godos! y otras barbaridades por el estilo en el tratamiento de la ley de expropiación de Repsol. Este desatino provocó mucho dolor y asombro en España. En todos los sondeos, los argentinos figurábamos como el pueblo que los españoles sentían como el más próximo. Algún día se sabrá lo profundo de los daños que provocó internacionalmente.” El embajador aporta el suyo: “Yo le aseguro que desde la llegada del presidente Macri, que estaba desolado por la crisis profunda de las relaciones con España, los vínculos se han reparado y ahora se trata de elevarlos al mejor nivel de nuestra historia común. Los españoles están encantados con esta actitud tan distinta del nuevo gobierno y saben que los argentinos llevamos a España en el corazón”.

El turismo es un tema que también ocupa su agenda y cree que hay que interesar a los españoles: “Es un terreno muy descuidado. Va a producirse una explosión de inversiones en el rubro. Primero habrá que preocuparse por llevar a los turistas. Tenemos un doble problema de distancias, estamos muy al sur de las principales rutas internacionales. Y el otro radica en nuestras grandes dimensiones, el octavo país más extenso del mundo. Los turistas extranjeros quieren ver Iguazú, Mendoza, muchos lugares famosos en todo el mundo, como la Patagonia, que están promocionados por los documentales del los mejores medios. Vean que Santiago de Chile tiene 17 millones de turistas al año, Ezeiza sólo 10, San Pablo 37 y Lima 16″.

ITINERARIO

Federico Ramón Puerta nació en Apóstoles, Misiones, el 9 de septiembre de 1951. Ingeniero graduado en la Universidad Católica, es empresario y dirigente justicialista. Gobernó Misiones entre 1991 y 1999. También fue senador y diputado nacional en representación de su provincia. En diciembre de 2001, siendo senador nacional, alcanzó la presidencia provisional del Senado y tras la renuncia del presidente Fernando de la Rúa estuvo a cargo del Poder Ejecutivo Nacional dos días. En diciembre de 2015, Macri lo designó embajador en Madrid, cargo que ocupa en la actualidad. Tiene dos hijos, Pedro Ramón y Lucio Federico. “Pero nunca me casé, soy soltero”.

Al toque

Un proyecto: La integración España-Argentina a través de un vuelo directo Madrid-Cataratas del Iguazú-Madrid.

Un desafío: La institucionalización de la Argentina con los tres poderes claramente independientes.

Un líder de hoy: El Papa Francisco.

Un prócer: El Libertador don José de San Martín, misionero nacido en Yapeyú.

Un sueño: Una Argentina donde disentir no sea pecado.

Un recuerdo: Cuando en la escuela primaria me eligieron, por votación , como “Mejor Compañero”.

Una sociedad que admira: La sociedad española.

Una comida: El chipá.

Una bebida: Vino tinto.

Un placer: Un buen mate a la mañana.

Un libro: “Las Fuerzas Morales”, de José Ingenieros.

Una película “Estado de Sitio”, de Costa Gravas.

Una serie: Los Intocables.

 

Por Juan Carlos Algañaraz
http://www.clarin.com/politica/ramon-puerta-macri-fallo-erre-pensar-podia-hacerse-peronista_0_SyRzbsmYl.html

 

Leave a Comment